Un domingo cualquiera

en

En la edad del pavo odiaba los domingos. Todo cerrado. Se acababa el fin de semana. Me parecían bastante aburridos. Como mucho, un domingo diferente era el que íbamos al cine con amigos a media tarde. Y para cuando salíamos, ya era de noche.
Ahora que soy madre ¡me encantan! Sobretodo aquellos en los que hay pocos planes 🙂

Nos levantamos tarde, jugamos en la cama, desayunamos hasta las 10 y salimos de paseo. La verdad es que como cada día, pero los domingos: ¡esta papi en casa!. Normalmente, durante el paseo, nos acercamos a algún quiosco. Los dos están haciendo su primera colección de cromos (vale, la de Joana la hago yo y la de Mateu casi). Compramos algunos sobres de cromos y casi siempre cae alguna revista de series de dibujos o de animales (My Little Ponny, Pocoyó, Bubble Guppies). Estas revistas les gustan mucho y vienen con actividades, manualidades, cuentos. Un entretenimiento maravilloso para tomar el aperitivo por el barrio. Aunque sin duda, lo más divertido, es la cantidad de gente que nos para por la calle y nos canta la canción de Timmy mientras señalan la mochila que lleva Mateu colgada.

Ahora andamos buscando que mochila comprarle a Joana, que con 10 meses recién cumplidos ¡ya camina! La primera idea es conseguir la mochila del unicornio de Gru Mi Villano Favorito.

¿Alguna sugerencia de mochila un poco freak? 😉

Un comentario Añadir valoración

  1. Dan Castle dice:

    Pues mejor no entréis en Aliexpress, que os podéis volver locos con la cantidad de frikadas que hay… 😉

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.