En castellano, “pisplau”.

en

En casa predomina el catalán. Pero los niños siempre han vivido las dos lenguas. Sus abuelos paternos, amigos, la televisión… Y la verdad, no es algo que me preocupe, ni me haya planteado nunca. Creo que ya lo entenderán y hablarán todo. A mi no me preocupa, pero resulta que a Mateu si.

Desde estas fiestas, que cuando se acerca con un libro te dice: “me l’expliques? però en castellà.” (“¿Me lo explicas? pero en castellano.”) El peque cree que no sabe castellano, cree que no lo entiende y que no lo habla bien. Pero en realidad, lo que no entiende es el chino… ¡a ver como se lo cuento!

Resulta que mis amigos del cole, que han vuelto a casa por Navidad y por supuesto nos han visitado, están repartidos por todo el mundo: uno se ha ido a vivir a Italia, otro esta casado en Dinamarca, otra vive en un barco cada mes en un sitio distinto, mi mejor amiga en Miami y Mike vive en China y esta prometido con Jiang Xiang.

Jiang Xiang vino a merendar un día de estas fiestas a casa y es muy niñera, se paso un buen rato sentada en el suelo jugando a construcción con Mateu. Mateu notó que no hablaba en catalán y se dirigía a ella en castellano, pero ¡oh! Su nueva amiga no le entendía y necesitaba traducción de Mike (entre ellos hablan en chino ¡¡Y que bonito suena entre dos enamorados!!).  Mateu solo se quedó con la copla que no entendía nada y cree que debe mejorar su castellano.

Pues eso, a ver como le cuento que lo que no entiende es el chino. Yo de momento le estoy poniendo Ni Hao, Kay-Lan a la que se despista…

¿Alguna idea para hacerle entender esto de las distintas lenguas?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.