Cuéntame un cuento

en

Ya hace varios meses que Mateu le ha cogido el gusto a esto de los cuentos. Todo empezó con Los Tres Cerditos y la versión clásica de Disney. Esto de que los cerditos tocaran cada uno un instrumento le engancho a la primera. Después de los tres cerditos, dimos paso a Caperucita Roja, que como también tenía al Lobo Feroz como protagonista, fue muy bien recibido.

En esta misma línea le siguieron El Lobo y Los 7 Cabritillos y despúes Juan y el Lobo. En cuanto se nos acabó el Lobo Feroz pudimos empezar con otros: Peter Pan, el Gato con Botas, Robin Hood… Pero sus favoritos siempre han sido los que tienen como protagonista al Lobo Feroz y si además muere de un disparo (como en la versión de Caperucita que más le mola) no tiene competencia alguna.

Mi madre, que me echa un cable entre semana cuando @escolano anda trabajando en Madrid, ha pillado la gripe y esta semana, no ha podido aparecer por casa. Así que nosotros, hemos aprovechado para recrear el cuento de Caperucita. Hemos disfrutado toda una mañana haciendo la cesta para l’avía que esta enferma: unos caramelos para la tos, unas flores, un par de revistas de cotilleos y por supuesto ¡la cesta de mimbre!

Todo el barrio se ha enterado que Mateu y Joana van a llevarle una cesta a l’avía que está enferma. La moraleja de no hablar con extraños y contarles detalles de tu vida, creo que pasa a segundo plano si les puedes contar, que conocerás al Lobo porque se comerá a l’ávia cuando esta tarde vayas a llevarle la cesta. La realidad es que la cesta no se la han podido llevar físicamente los niños (¡que l’avia está con gripe!), pero el avi, ha hecho las funciones de mensajero. En cuanto al Lobo Feroz: de momento no consta que se encontrara con él durante el camino. Debe esperar a Mateu y Joana 🙂

¿Me recomiendas algún libro o cuento donde el protagonista sea el Lobo Feroz?

Deja un comentario